Mi primer encargo

¿Qué tal? Bueno hoy en Lunes… pero seguro que tenéis buenas razones para empezar la semana, así que hay que olvidarse de la pereza y simplemente pensar en las cosas buenas.

Yo estoy muy contenta! Hoy por fin he empezado mi propósito de salir a correr. Bueno tengo que ser sincera, correr lo que se dice correr no porque me moriría en el intento, he empezado andando pero súper rápido, casi casi corriendo y he aguantado 40 min. así que estoy muy orgullosa de mí. Ahora tengo que lograr hacerlo todos los días y que no me de pereza.
Source: google.com via Kat on Pinterest

En esta entrada os quería contar que además de empezar con mi propósito estoy muy contenta porque hemos tenido nuestro primer encargo. SIIIII!!!! Bueno fue para San Valentín, pero yo sigo igual de contenta.
Lo realizamos en conjunto con mi mamá, hicimos todo el encargo, los paquetitos y lo entregamos en su destino y la verdad es que lo disfrutamos muchísimo.
Os voy a poner unas cuantas imágenes para que veáis lo que nos encargaron.
El pedido nos lo hizo Elena y quería dos cosas, lo primero eran uno cupcakes para regalarle a su mitad. La clave es que fuesen de chocolate ya que el que los iba a disfrutar es totalmente adicto y así los podía disfrutar más

Hicimos una masa de chocolate y buttercream de nutella. Mmm estaba súper rica y eso que a mi la buttercream no me gusta demasiado, pero es que sabía mucho a nutella y muy poco a mantequilla.
Cuando estuvieron hechos, los decoramos con una cuerda alrededor del vasito y lo decoramos con un corazón, la verdad es que creo que quedaron muy bonitos.
Y aquí la cajita cerrada.
Ahh y mirar la foto que me mandaron después cuando pudieron disfrutar de los cupcakes…
Habéis visto!! Tenían sorpresa :)

Nosotras además le regalamos unas galletitas para que ella también tuviera una sorpresita.
Bueno y ahora vamos con la segunda parte del encargo. Elena también quería dar un regalito a sus compañeros de trabajo, así que nos pidió si podíamos hacerle unas galletas decoradas con encaje y claro nosotras encantadas.

Hicimos unas galletitas de encaje con glasa y con masa de chocolate. Pusimos dos en cada bolsita, con el nombre de cada uno de los compañeros de trabajo de Elena.

Aquí están todas juntas. La verdad es que daban muchas ganas de comérselas.

Cuando ya tuvimos todas las bolsitas, las guardamos en una caja para que no se estropearan y entregamos los dos paquetes en su destino.
La verdad es que nos ha encantado esta experiencia y se que a Elena le encantaron y quedo muy contenta con el encargo.
En la próxima entrada una receta rica rica.
Deja un comentario